#JavierEscorza - Universo

El ojo humano no puede captar los colores que existen en los cielos profundos, pero sí pueden hacerlo los sensores de las cámaras fotográficas como hizo en esta imagen el fotógrafo de Ariño Juan Carlos Peguero. Juan Carlos es un maestro de la fotografía nocturna de cielos profundos y en esta magnífica foto realizada en Albalate del Arzobispo nos muestra los bellos colores y formas que tiene la Constelación ORIÓN, también llamada el cazador; la foto evoca la observación del cielo desde el mundo rural turolense donde la poca contaminación lumínica permite unos cielos fascinantes para esas observaciones. Foto: Juan Carlos Pequero

Universo


Vivimos en un universo maravilloso e inmenso donde el espacio y el tiempo nos desborda para comprenderlo; en ocasiones necesitamos recurrir a nuestra imaginación para tratar de comprender su tamaño, sus distancias, sus interrelaciones y cómo no, su belleza.

La Tierra que es el planeta donde vivimos, forma parte del Sistema Solar junto con otros planetas, siendo el único con seres vivos desarrollados donde compartimos una naturaleza desbordante, con multitud de ecosistemas diferentes y multitud de especies de flora y fauna que generan una enorme riqueza en biodiversidad. Si los humanos ya somos pequeños seres al lado de nuestro planeta, en relación a todo el Universo, sería razonable decir que somos insignificantes.

Observar el universo, además de imaginación, requiere formación para saber interpretar diferentes movimientos y saber situar algunos de los millones de astros y demás componentes como estrellas, nebulosas, galaxias que forman parte de ese universo cautivador y así, poder observarlo, conocerlo y también, fotografiarlo.

La Vía Láctea es la galaxia donde se encuentra nuestro Sistema Solar y por tanto a la que pertenecemos los terráqueos. Podemos observarla habitualmente en noches despejadas mirando a los cielos turolense como observamos en esta foto realizada por el magnífico fotógrafo alcañizano Luis Pitarque, especialista en fotografía nocturna y promotor de imágenes de pueblos y bellos rincones de nuestro entorno, incluyendo parajes naturales. En esta foto la Vía Láctea “sobrevuela” un paleocanal o río pétreo formado en el Terciario, siendo un paisaje muy característico del término de Alcañiz. Foto: Luis Pitarque




Fray Fernando Ruiz es un monje mercedario del Monasterio del Olivar de Estercuel. Además de su intensa vida religiosa es un verdadero experto en el conocimiento del Universo y desde su monasterio, un lugar repleto de naturaleza, serenidad, paz y espiritualidad, también enseña de forma muy didáctica las estrellas del cielo turolense, como se muestra en la fotografía pequeña. Es a su vez un buen fotógrafo nocturno y realiza magníficas imágenes como esta impresionante circumpolar tomada desde la plaza principal de acceso al Monasterio del Olivar, estando su hospedería declarada alojamiento starlight. Como dicen en su web el cielo nocturno es el mayor espectáculo de la Tierra. Conocerlo de su mano es una experiencia inolvidable. Fotos: Fray Fernando Ruiz




Durante el primer fin de semana de noviembre, se ha realizado en Alcañiz la primera edición del evento fotográfico FotoAlcañiz gracias a la gestión del fotógrafo Michael Romano de la tienda estudio alcañizana ClikFoto. Colaboró en la organización, la prestigiosa Academia de Fotógrafos de Mario Rubio especializada en formar fotógrafos nocturnos, patrocinando el evento el patronato municipal de ferias del ayuntamiento de Alcañiz. En esta imagen vemos a Michael Romano en jornadas previas a FotoAlcañiz analizando y preparando los lugares donde desarrollar los talleres, como fue la Torre Campamento ubicada en las cercanías de la localidad. Los cielos bajoaragoneses permiten observar numerosos objetos y acontecimientos del universo, por ejemplo el paso del cometa Neowise (fotografía pequeña) Fotos: Javier Escorza

 



1 comentario:

  1. Preciosas fotos que nos ayudan a conocer y valorar el universo Javier

    ResponderEliminar