#JoséMiguelCelma - ¡Ladran luego cabalgamos!

José Miguel Celma. Portavoz PP Comarca Bajo Aragón

Reconozco que siempre me había gustado esta expresión pero nunca había tenido la posibilidad de decirla en público. La vida te da oportunidades y el convulso momento político que vivimos encaja como anillo al dedo para poder pronunciar esas palabras. Sin quitarles ni una coma. Con la misma energía con las que se exclamaban en las aventuras de don Quijote de la Mancha.


Siempre he pensado que cuando critican es por alguna actuación que hayas realizado o por determinadas afirmaciones. No hay nada más democrático que aceptar la opinión de aquellos que no piensan como tú porque en la variedad está la virtud del sistema democrático en el que nos encontramos. Y tampoco existe nada más honesto que escribir con nombre y apellidos, a cara descubierta y sin esconderte en un alías. Sin miedo y sin temor, pero con la libertad de expresar aquello en lo que crees ante las posibles críticas.

Hoy en día vivimos en un mundo en el que, si no piensas como algunos que ostentan buena parte del poder político del país, recibes una retahíla de descalificativos. Muchos de ellos amparados por el anonimato que dan las redes sociales, lo que les permite en muchas ocasiones afirmar aquello que nunca dirían con luz, taquígrafos y firmado con su nombre. Debe ser la nueva forma de hacer política.

Mientras a algunos nos gusta consensuar, a otros simple y llanamente les importa criticar por sistema, sin entender que la disparidad de criterios y opiniones es básica para la democracia. Fundamental para el entendimiento entre las personas y para la búsqueda del mejor acuerdo posible, siempre fruto del intercambio de pareceres con la mirada puesta en el consenso.

Yo, en lo que a mí concierne, seguiré apostando por la libertad de expresión. En mayúsculas y con todas las consecuencias. Entendiendo a aquel que no coincida con mis opiniones, e intentando entenderle. Eso sí, siempre a cara descubierta. No con pseudónimos.■

No hay comentarios:

Publicar un comentario