#JoséMiguelCelma - Previsión, señores

José Miguel Celma. Portavoz PP Bajo Aragón
Muchos ya me conocéis. Me gusta en numerosas ocasiones recurrir al refranero popular para dar pie a comentar aquellos aspectos de la actualidad que tanto nos afectan y preocupan. Porque en ese saber transmitido de generación a generación encontramos buena prueba del conocimiento legado de padres a hijos. Y debido a que se tratan de enunciados cortos, pero tremendamente certeros.


Uno de ellos comienza con una predicción: “lo que mal empieza...”. Me quedo ahí, no adelanto los acontecimientos a la espera de saber hacia dónde nos dirigimos. Aunque todos los indicadores, las gráficas que aparecen publicadas en los medios de comunicación y también los ejemplos de otros muchos países nos hablan de unas cifras de contagiados, ingresados y fallecidos notables. Sí, estoy hablando del coronavirus.

No son tiempos de críticas a la labor del Gobierno o a la inacción de las primeras semanas, a su falta de previsión. Tiempo habrá de depurar las responsabilidades de la gestión de cada uno. Hoy es momento de centrar todos los esfuerzos en salvar vidas, atender a los enfermos y evitar que la propagación del virus siga creciendo y colapse nuestro sistema sanitario. La joya de la corona de nuestro estado del bienestar.

Llevamos ya dos meses en los que el dichoso coronavirus está copando buena parte de los informativos y de espacios en prensa escrita. Primero con su irrupción en China, después con su llegada a Europa y finalmente con su expansión en todo el mundo y de manera muy preocupante en nuestro país. Poco a poco hemos interiorizado la coyuntura en la que nos encontramos y somos plenamente conscientes de que se requieren medidas decididas, por muy difíciles que éstas sean. Estamos dispuestos a cuantos sacrificios sean necesarios para poner fin a esta situación.

La sociedad quiere salir cuanto antes de esta crisis sanitaria, no intervenciones electoralistas en horario de máxima audiencia. Desea dirigentes modélicos, que hagan suyas también las recomendaciones sanitarias, evitando saltarse la cuarentena cuando les venga en gana para aleccionar a la ciudadanía. Ansía hechos y no promesas, material seguro para el buen número de profesionales que están dando lo mejor de sí mismos ante una situación compleja. Porque de esta vamos a salir y lo haremos principalmente gracias a todos esos héroes anónimos que no salen en televisión pero a los que siempre les estaremos eternamente agradecidos.■


No hay comentarios:

Publicar un comentario