#JesúsGan - El dilema

Jesús Gan - Ciudadanos Alcañiz

Se define como dilema aquella situación difícil o comprometida, en que hay varias posibilidades de actuación y no se sabe cuál de ellas escoger porque ambas son igualmente buenas o malas.

Dicho en pocas palabras es lo que estamos viviendo día a día, en estos momentos en los que una pandemia no deja de acosarnos con la incertidumbre añadida de no se saber cuándo estará controlada.

En estos momentos no me gustaría estar en la piel de todos aquellos dirigentes que tienen que tomar decisiones sobre las actuaciones a tener en cuenta en el control del virus, y es que como si de repartir una herencia se tratara, no es fácil de atender a todos los frentes que se mantienen abiertos por muy diversos motivos.

El dilema se produce cuando hay que priorizar por ejemplo entre salud y economía, donde las medidas sanitarias y preventivas que se demandan a causa del retroceso que estamos sufriendo provocado por los rebrotes, afectan a sectores tan importantes como los servicios, hostelería, restauración y turismo.

También se produce cuando las decisiones condicionan la vuelta a la normalidad y al desarrollo de las empresas y negocios, tan importante para mantener esos empleos de los que vivimos todos.

Ni que decir tiene lo importante que va a ser que el sistema educativo se pueda poner en marcha con todo lo que ello conlleva, y con todas las complicadas adaptaciones que van a necesitarse. No nos podemos permitir la paralización de la enseñanza, y por otra parte va a ser un punto muy delicado de controlar en la expansión del virus.

Y tantos y tantos dilemas que no caben en este artículo, y ni, aunque escribiéramos dos más …

Desde Ciudadanos se insiste en la necesidad de mantener y seguir adaptando el Plan de Contingencias a nivel Nacional, independientemente de las competencias que tienen las autonomías. Es necesario que las pautas se organicen en conjunto para que no se aporten soluciones de manera descoordinada.

Por lo demás, nos debemos recordar todos, que principalmente sigue estando en nuestras actuaciones, en nuestra sensatez y sentido común, y en definitiva en nuestras manos, el controlar y evitar la expansión del virus.

Todo eso no es gratuito, y requiere un esfuerzo por nuestra parte, tanto de manera individual como colectiva, en el día a día que tantos dilemas nos causa.■

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario